Injerto Capilar rasurado de pelo parcial

Si no deseas experimentar un gran cambio físico rapándote al completo la cabeza, utilizamos FUE rasurado parcial.

Debes saber que puedes realizarte un injerto capilar sin necesidad de rasurar completamente tu cabello. A continuación, te contamos todas las alternativas posibles para que tu trasplante capilar sea todo un exito.

Cómo se realiza

¿Es necesario rasurar el área donante?

El rapado del cabello proporciona la longitud óptima para realizar una extracción exitosa y rápida de las unidades foliculares (grupos de pelo) que, posteriormente, serán trasplantados en tu área a repoblar. Sin embargo, el rasurado de la cabeza en su totalidad puede implicarte un problema, sobre todo si la longitud de tu pelo es media o larga y no quieres perderlo en su totalidad. Muchas personas, dada su condición social, laboral o que simplemente no les apetece rasurar la cabeza, podemos optar por otras opciones.

Para este tipo de casos existen las técnicas de rasurado en flaps o cortinillas que son rasurados parciales de la zona donante donde las zonas rasuradas son cubiertas con zonas de no rasurado. Y también, podemos optar a realizar FUE sin rasurar o también llamado FUE con pelo largo, donde realizamos el injerto capilar sin rasurar nada de la zona donante.

¿En qué consiste la técnica FUE rasurado parcial?

No es necesario rapar el pelo de forma completa
Esta técnica es la idónea para pacientes que no quieren que se les note el procedimiento , disimulando al máximo la extracción de las unidades foliculares y pudiendo realizar un injerto capilar amplio.
Aprovecha tu cabello inicial para ganar densidad
En este caso, la implantación (placing) de los folículos se realiza entre tu pelo natural. Este procedimiento nos permite aprovechar tu cabello inicial para ganar densidad y lograr un resultado final más armónico. Mediante esta técnica extraemos (sin rasurar el área de donación de folículos) los grupos de pelo que, posteriormente, serán implantados en todas tus áreas despobladas.
Rapamos tan sólo un centímetro de pelo y dejamos otro intacto
El procedimiento de ‘corte’ del pelo mediante FUE Patchy se basa en ‘jugar’ con la longitud de tu cabello; así, rapamos tan sólo un centímetro de pelo y dejamos otro intacto. De esta manera, vamos realizando ‘líneas’ a lo largo de la superficie que nos permiten peinar tu cabello hacia abajo sin apreciar ningún rastro alguno de cirugía.

Técnica FUE

Garantizamos que cada paciente pueda recibir los tratamientos capilares con tranquilidad y confianza, sabiendo que su bienestar está en manos de profesionales comprometidos.

FUE con rasurado parcial

El injerto capilar se puede realizar con la técnica ‘FUE Patchy’ o técnica de rasurado parcial, si tu cabello es medio-largo, o bien no deseas que rapemos tu cabeza.

FUE sin rasurar o con pelo largo

Realizamos un injerto capilar sin necesidad de rasurar completamente tu cabello. Te contamos todas las alternativas posibles para que tu trasplante capilar sea todo un éxito.

FUE convencional con rasurado

Someterte a una intervención mediante la técnica FUE implica una serie de ventajas respecto a otras técnicas utilizadas en la actualidad.
Tú decides el
cambio
Ponte en manos de profesionales autorizados y avalados por quienes importan, los pacientes.