Rasurado de pelo

En la técnica FUE convencional realizamos un rasurado íntegro

El rasurado íntegro permite mayor facilidad en los cuidados post procedimiento, creciendo el cabello 1 cm por mes quedando el proceso en 2 semanas totalmente oculto.

Cómo se realiza

¿Es necesario rasurar el área donante?

El rapado del cabello proporciona la longitud óptima para realizar una extracción exitosa y rápida de las unidades foliculares (grupos de pelo) que, posteriormente, serán trasplantados en tu área a repoblar. Sin embargo, el rasurado de la cabeza en su totalidad puede implicarte un problema, sobre todo si la longitud de tu pelo es media o larga y no quieres perderlo en su totalidad. Muchas personas, dada su condición social, laboral o que simplemente no les apetece rasurar la cabeza, podemos optar por otras opciones.

Para este tipo de casos existen las técnicas de rasurado en flaps o cortinillas que son rasurados parciales de la zona donante donde las zonas rasuradas son cubiertas con zonas de no rasurado. Y también, podemos optar a realizar FUE sin rasurar o también llamado FUE con pelo largo, donde realizamos el injerto capilar sin rasurar nada de la zona donante.

¿En qué consiste la técnica FUE convencional?

Rasurado total del cuero cabelludo
En la técnica convencional se realiza un rasurado del cuero cabelludo dejando el largo del pelo en 1mm.
Ventajas del rasurado íntegro
En el caso de un rasurado total, el paciente gana en facilidad a la hora de realizar todos los cuidados post procedimiento sin temor a «arrancar» pelos injertados. A su vez, el procedimiento es mas limpio y rápido pudiendo implantarse los folículos con rapidez y por tanto reducir el estres que la unidad folicular sufre durante el injerto.
En 2 semanas no hay rastro del procedimiento
Debido al pequeño tamaño del instrumental usado y que el pelo crece 1 centímetro al mes, la zona donante y receptora recupera rápidamente. Tras 2 semanas no se puede ver ninguna señal visible del procedimiento.

Técnica FUE

Garantizamos que cada paciente pueda recibir los tratamientos capilares con tranquilidad y confianza, sabiendo que su bienestar está en manos de profesionales comprometidos.

FUE con rasurado parcial

El injerto capilar se puede realizar con la técnica ‘FUE Patchy’ o técnica de rasurado parcial, si tu cabello es medio-largo, o bien no deseas que rapemos tu cabeza.

FUE sin rasurar o con pelo largo

Realizamos un injerto capilar sin necesidad de rasurar completamente tu cabello. Te contamos todas las alternativas posibles para que tu trasplante capilar sea todo un éxito.

FUE convencional con rasurado

Someterte a una intervención mediante la técnica FUE implica una serie de ventajas respecto a otras técnicas utilizadas en la actualidad.
Tú decides el
cambio
Ponte en manos de profesionales autorizados y avalados por quienes importan, los pacientes.